33.1 C
Buenos Aires
viernes 9 diciembre, 2022
spot_img

Protocolo de vuelta a clases

El Ministerio de Educación hizo circular en el día de ayer, el diseño de un protocolo en el que están trabajando para el retorno a las clases presenciales. Transitando el peor momento de la pandemia en niveles de contagio, y un momento cada vez más crítico en lo económico, consideramos que anterior a ello debieran resolverse con celeridad las formas de entrega de bolsones alimentarios desestimando la presencia de los profesionales de la educación para tal fin.  
Cabe destacar que una vez más la opinión de docentes, equipos directivos, supervisoras/es y sindicatos no se refleja en las decisiones unilaterales del Ministerio, ya que no han sido consultados en el diseño de dicho protocolo. Por otro lado el mismo no cuenta con avales de profesionales especialistas del área de Salud, asesoramiento imperiosamente necesario en este contexto. 
Para poder referirnos tanto a la exposición docente como de las/os niñas/os en las aulas creemos que el momento oportuno no es el actual, y debiera ser a partir de aquel en el que se nos asegure que el virus no es un peligro.  
Por otro lado, es necesario remarcar que no se trata de una vuelta a clases, si a la presencialidad, pero no a las clases, ya que el sistema educativo no se detuvo nunca, y eso se debió a un enorme esfuerzo docente.  Es urgente el reconocimiento del Estado no sólo a su esfuerzo y compromiso que contempló la adecuación de sus clases sino el colocar al servicio de la educación tiempos más prolongados, utilización de sus propios recursos y por sobre todo el invaluable hecho de mantener la conexión con cada niño/a. 
¿No es contradictorio? Se nos solicita en cada conferencia por parte del Gobierno de CABA minimizar las salidas de nuestros hogares, se nos informa cada noche los miles nuevos contagios y el Ministerio hace circular el presente protocolo. ¿Será otro acto de ironía que se lleva por delante nuestros reclamos y preocupaciones? ¿Será la forma en la que el Ministerio de Educación se desentiende de nuestros esfuerzos?
CAMYP exige que el trabajo docente deje de ser la variable de ajuste, y de una vez por todas el Ministerio de Educación ponga la impronta en la atención a sus reclamos, reconociéndoles su invaluable esfuerzo.

Para visualizar el protocolo hace click acá

Articulos relacionados

Sigamos conectados

4,156FansMe gusta
17,382SeguidoresSeguir
99SeguidoresSeguir
spot_img
spot_img
spot_img

Últimas noticias